Comprar Té de Moringa

Presentaciones de la moringa y preparaciones

presentaciones de la moringa

La moringa puede ser adquirida y consumida de diversas formas; a continuación, te enseñaremos cuáles son las más comunes y cómo prepararla.

Jugo de la planta fresca

Licúa las hojas y frutos de la moringa, toma un vaso por día para tratar la diabetes y la tensión sanguínea.

También puedes usarlo como antiséptico mediante aplicación tópica sobre heridas de la piel.

Infusión de hojas secas o frescas

Tomar dos tazas al día de esta infusión ayudará como laxante, digestivo y antiparasitario.

Moringa en polvo

Mezcla una cucharadita de moringa en polvo con el té, yogurt o algún cítrico para mejorar el colesterol, la diabetes, el estreñimiento y más.

Este polvo también puede usarse como condimento para tus preparaciones.

Moringa en cápsulas

Ingerir antes de cada comida, por lo menos tres veces al día.

Semillas de moringa

Crudas, cocinadas, en polvo o como más lo prefieras, las puedes agregar a tus ensaladas o acompañarlas con agua.

Aceite de moringa

Aplicado en el uso de cosméticos o tratamientos para la piel; también para agregar a ensaladas y verduras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×